Sloan firma acuerdo de distribución con Cooper

Por Brent Haight

Sloan Lubrication Systems (Sloan) ha firmado un acuerdo de distribución con Cooper Machinery Services (Cooper). Este acuerdo mundial le da a Cooper acceso a las capacidades de ingeniería, diseño y optimización de Sloan y su cartera de sistemas y componentes de lubricación de compresores.

“Los sistemas de lubricación tienen una influencia muy importante en la salud de un compresor reciprocante. Se necesita un mantenimiento preventivo regular para evitar interrupciones catastróficas y reparaciones costosas”, dijo Matt McCarthy, director de cuentas nacionales de Sloan. “Sloan y Cooper estaban buscando oportunidades comerciales en las que colaborar. Las dos empresas reconocen que los sistemas de lubricación generalmente se pasan por alto cuando se realiza una revisión del compresor. La combinación de la experiencia en diseño de sistemas de lubricación de Sloan con las capacidades de servicio de campo de Cooper en equipos de compresión críticos es un escenario favorable para todos”.

Además de ofrecer sus productos de tecnología de lubricación, Sloan capacitará al equipo de servicio de campo de Cooper sobre cómo reconocer los problemas del sistema de lubricación y cómo articular la importancia de esos sistemas en la salud general del compresor.

“Dentro de todo lo que abarca la reconstrucción de un compresor, un nuevo sistema de lubricación es un gasto pequeño. Dado el costo de los daños que puede causar un sistema de lubricación defectuoso, lo mejor es ocuparse cuando se lleva a cabo una revisión”, dijo Steve Spotts, vicepresidente de ventas de Sloan. “Un nuevo sistema de lubricación es un pequeño precio que pagar por su tranquilidad”.

Este acuerdo abre para Sloan un camino adicional en el mercado y expande sus esfuerzos de venta de sistemas de lubricación e instalación de tuberías más allá de su propia fuerza de ventas. Con sede en Freeport, Pensilvania, Sloan ha estado fabricando, instalando y dando servicio a sistemas y productos de lubricación de compresores desde 1922. La empresa fue nombrada distribuidora de Ariel en 2021 (consulte “Sloan fue nombrado distribuidor Ariel”, Gas Compression Magazine en español, Q2 2021, pág. 22) y amplió su cartera de productos para incluir un sistema de soporte y espaciado de tubos (consulte «Una nueva herramienta para la instalación de tuberías», Gas Compression Magazine en español, Q4 2021, pág. 20).

La cartera de productos y sistemas de Sloan brinda a Cooper protección contra fallas de lubricación en sus revisiones, mantenimiento y reparaciones generales. “Es un ajuste natural y protege su exposición de garantía posventa al mantener los activos críticos funcionando como se espera”, dijo McCarthy.

Cooper, con sede en Houston, es el fabricante de equipos originales (OEM) y proveedor de piezas y servicios posventa para marcas como AJAX, Cooper-Bessemer, CSI, Enterprise, Gemini, Superior, TSI Turbochargers y Texcentric. También es un proveedor de soporte posventa para marcas de motores y compresores que no son de Cooper, como Clark, Caterpillar (motores 3600), Ingersoll Rand, Waukesha (motores VHP) y Worthington. La empresa ha estado en continuo crecimiento desde 2019, cuando BHGE vendió su negocio de compresores alternativos a Arcline (ver «Volviendo a la independencia», Gas Compression Magazine es español, Q4 2019, pág. 2). En los años siguientes, Cooper adquirió empresas como TrueRock, Sinor Engine Company, Hoerbiger’s Engine Legacy Solution Business (consulte “4 en 4”, Gas Compression Magazine en español, Q1 2020, pág. 38), Energy Services Business de Epic International y Reciprocating Technology Services Corp. (ver «Los chicos de la llave inglesa», Gas Compression Magazine en español, Q1 2020, pág. 2).

“Con su enfoque en equipos heredados con nombres como Cooper-Bessemer, Clark, Ingersoll Rand, Waukesha, Worthington y Superior, trabajar con Cooper encaja bien con nuestro negocio principal”, dijo Eric Sloan, gerente de comunicaciones de marketing para Sloan. “Cuando un operador de compresores contrata a Cooper para desmontar su unidad y reconstruirla con la mejor y más reciente tecnología, tiene sentido reemplazar los viejos sistemas OEM o los sistemas de posventa subóptimos que limitan el rendimiento del compresor y pueden dañar los componentes mejorados”.